Varilux: 60 años de la invención de Bernard Maitenaz, un guiño a su historia

A través de las actualizaciones de cada uno de sus diseños, Varilux ha sido una revolución en la corrección visual, en las lentes ópticas y en la vida de los présbitas.


Las lentes progresivas han sido y seguirán siendo un gran invento tecnológico por su constante investigación y desarrollo. Essilor está orgulloso de formar parte de la historia e invención de VARILUX, que desde 1959 ofrecen una solución a la presbicia. Con más de 60 años de experiencia se han convertido en las lentes progresivas líderes en el mercado y las más vendidas en el mundo. Hecho incuestionable, fruto de una apuesta constante por la innovación que se asocia con la responsabilidad de la información para todos los profesionales.

La presbicia es uno de los temas en los que Essilor dedica gran parte de su investigación, para ofrecerle al paciente una visión plena. En junio de 1959, en la Convención Internacional de Ópticos, celebrada en el Hotel Lutetia de París, a los delegados asistentes se les ofreció la primicia de la primera lente progresiva del mundo. Fue la segunda revolución en la corrección de la presbicia y la primera innovación real desde 1785, cuando Benjamín Franklin fue reconocido como inventor del lente bifocal. Como sucede a menudo en los casos de una invención importante, la lente progresiva fue recibida con escepticismo y sus detractores aprovecharon la situación para su propio beneficio, resaltando los defectos como la deformación lateral y la percepción de ondulaciones cuando los usuarios movían la cabeza.

“La misma idea de una superficie progresiva se veía como una tontería”, recuerda Bernard Maitenaz, el inventor de las lentes Varilux.  “La superficie progresiva creaba astigmatismos, lo que era considerado inaceptable”. El escepticismo mundial jugó a favor de ESSILOR porque ningún competidor prestó atención al nuevo producto hasta pasados unos años de la década de los 70´s. Mientras duró la protección de su invención, Bernard Maitenaz era director de investigación en la Société des Lunetiers ESSEL, una de las compañías que junto con SILOR dieron origen al actual ESSILOR.

Para desarrollar el lente progresivo, el Ingeniero Maitenaz tuvo que olvidarse de todas las creencias más estimadas de la óptica oftálmica. “El lente VARILUX no corrige la visión tomando en cuenta el funcionamiento de la retina sino del cerebro”.

Este brillante enfoque estaba basado en el hecho de que no es el ojo el que ve sino el cerebro. El ojo es solamente un medio de transmisión que reacciona a las interpretaciones que el cerebro le da a las imágenes que se forman en la retina. Con esto, se pensaba que la óptica fisiológica acababa de sustituir a la óptica geométrica.

En 1951, se presentó documentos que mostraban los resultados de su investigación y en 1953 Maitenaz demostró un conjunto de cálculos y ecuaciones coherentes. Desde luego, el desarrollo de la lente progresiva empezó con un masivo trabajo de cálculo. El siguiente paso fue desarrollar las máquinas e instrumentos necesarios para fabricar un tipo de lente totalmente nuevo.

La lente Varilux debutó en el mercado en 1959; un año después, en 1960, solamente se habían vendido 30,000 lentes. El escepticismo no era el único motivo. Las lentes progresivas requieren un ajuste extremadamente preciso, mucho más que el necesario para los bifocales.

Sin desfallecer, el equipo estaba lleno de ideas y diseñó instrumentos especiales para los optometristas, como el pupilómetro. Se tuvo que contactar, uno por uno, a los profesionales de la salud visual para enseñarles a ajustar el producto.

A partir de ese momento, la carrera de VARILUX fue imparable. A finales de 1964 las ventas alcanzaron 300,000 unidades, subieron a 2 millones en 1969 y a 5 millones en 1972. Exportar la idea al resto del mundo fue un desafío. En cada país, se tuvieron dificultades, pero siempre se contó con soluciones innovadoras para superarlas.

Al cumplir 60 años de su invención, el número de usuarios de las lentes Varilux sobrepasa la cantidad de 1400 millones en el mundo, convirtiéndose en la mejor opción para la compensación de la presbicia. Actualmente, las lentes Varilux X Series cuentan con el más alto desempeño dentro de su gama.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember meLost your password?

Lost Password